Servicios

Violencia doméstica

¿Cuándo el maltrato se convierte en un estilo de vida? ¿Sabías que la violencia doméstica o intrafamiliar no es solamente física? Mirá el video y compartilo con los tuyos.

Cambiá el Trato

Hay historias que se repiten una y otra vez … Este video puede ser el reflejo de alguna situación que conozcas. Si te suena familiar, compartilo.#CambiáElTrato #ViolenciaDoméstica

Publicado por Río Colorado Informa en Miércoles, 14 de noviembre de 2018

También conocida como “violencia intrafamiliar”, hace referencia al acoso, hostigamiento o maltrato producido en el seno de la familia, generalmente bajo el mismo techo. Puede efectuarse por uno o más integrantes, en forma reiterada y cotidiana.

Cómo se manifiesta

La violencia doméstica o intrafamiliar, tiene muchas formas de manifestarse. Es importante conocerlas:

  • Maltrato físico, a veces evidente y muchas otras veces no.
  • Imposiciones o limitaciones sobre el arreglo personal.
  • Prohibición de trabajar fuera de la casa, estudiar, recibir visitas o tener amistades.
  • Control de actividades, horarios, persecución, vigilancia y abuso constante.
  • Insultos relacionados con el aspecto físico, la inteligencia, la capacidad laboral, la dignidad y el honor.
  • Amenazas de realizar daños personales o a otros seres queridos.
  • Maltrato sexual en el que no importa el consentimiento o se excluye el mismo.
  • Maltrato económico: control obsesivo y/o limitación de los gastos del hogar. Exigencia de rendición de cuentas para la entrega de dinero.
  • Búsqueda constante de aprobación y/o autorización de los actos cotidianos o decisiones personales (formas de vestir, cambios de look, elección de hobbies o estudios).
  • Prohibición de conversaciones o temáticas tabú dentro del hogar.
  • Desacreditación frente a hijos u otros miembros de la familia.
  • Responsabilización única de la mujer por todas las tareas domésticas.
  • Prohibición o impedimento del uso de las herramientas de la casa: llaves, vehículos, etc.
  • Condicionamiento o impedimento de la administración o la disposición de los bienes muebles o inmuebles propios o comunes.
  • Desconocimiento de los ingresos familiares, y en caso de conocerlos, prohibición de decidir sobre ellos.
  • Ruptura de la privacidad y/o pérdida de la propia administración de los ingresos personales.

Quiénes Participan

La violencia doméstica está presente en toda la trama intrafamiliar. Si bien siempre existe una víctima y un victimario, los índices demuestran que en la gran mayoría de casos, la pareja masculina es aquella que violenta a su pareja y/o a sus hijos. Estos últimos, pueden funcionar como testigos activos (reforzadores de dicha violencia) o pasivos (sin involucramiento).

¿Qué podemos hacer?

El entorno más cercano de la mujer puede ayudar a manifestar que estas situaciones no son normales y que constituyen violencia. La familia, los amigos y allegados, son las primeras personas a la que la mujer puede acudir, y en donde puede llegar a sentir la confianza para iniciar un diálogo. Es importante que esté contenida y sea escuchada sin juzgamientos, para ayudarla a visibilizar aquellas maniobras sutiles que limitan en el día a día, sus posibilidades de crecimiento y autonomía. Es crucial que puedan orientarla y acompañarla en relación a los riesgos que conlleva sostener un vínculo de este tipo. Para saber más sobre lugares donde pedir ayuda y recibir asesoramiento, podés llamar al 144 (linea gratuita, Nacional, 24 hs del Instituto Nacional de las Mujeres).

 

Etiquetas
Notas relacionadas

Publicaciones relacionadas

Cerrar