AmbienteProduccion

Identifican un nuevo hongo que afecta a la frutilla

Se trata de Neopestalotiopsis clavispora, un patógeno que causa severos daños en los campos frutilleros y está asociado a la podredumbre de la corona y las raíces.

El INTA identificó un nuevo hongo que afecta a la frutilla. Se trata de Neopestalotiopsis clavispora, agente causal de la podredumbre de corona y raíces de esta especie. Los principales daños que provoca son manchas internervales en hojas de color marrón-rojizo asociado a áreas necróticas que producen la muerte de la planta, reduciendo los rendimientos. Los detalles del hallazgo serán presentados en el 5.° Congreso Argentino de Fitopatología, que se realizará el 22 y 23 de septiembre, de manera virtual.

“En un principio se realizó una caracterización morfológica del hongo, y luego una caracterización molecular, a través de la extracción de ADN y PCR de las colonias obtenidas”, explicó Magalí Ibañez –integrante del equipo de Fitopatología Hortícola del INTA Bella Vista, Corrientes.

Fue aislado de raíces y corona de plantas de frutilla sintomáticas, de muestras que el equipo recibió de las principales zonas productoras de frutilla (Jujuy, Tucumán, Santa Fe, Corrientes y Buenos Aires). Se pudo confirmar la presencia del patógeno en todas las muestras.

“Los productos de las pruebas de PCR fueron secuenciados y comparados con secuencias almacenadas en bases de datos, dando 100 % de similitud con secuencias correspondientes a Neopestalotiopsis clavispora”, indicó Ibañez.

Para prevenir esta enfermedad, recomiendan eliminar vegetales infectados, ya que se dispersa fácilmente mediante las salpicaduras de agua. Además, recalcan que se debe asegurar que los plantines sean adquiridos desde los viveros que cumplen con protocolos de sanidad.

Debido al reciente descubrimiento de la enfermedad en el país, aún no hay fungicidas registrados para el patógeno. “Por este motivo, en el laboratorio realizamos pruebas de fungicidas in vitro e in vivo para determinar el manejo más adecuado y eficiente para esta enfermedad, que aún están en proceso de evaluación”, agregó la investigadora del INTA Bella Vista.

De acuerdo con Verónica Obregón, especialista en fitopatología de esa unidad del INTA, “la identificación de patógenos resulta primordial para establecer estrategias de manejo adecuadas para cada enfermedad, tratando de disminuir la incidencia y evitar pérdidas económicas”.

En los últimos años, los productores observaron una pérdida importante de rendimiento que se estima en alrededor del 15 al 30 % de las plantas. “Si bien, aún se están estudiando las condiciones climáticas favorables, susceptibilidad de variedades, las respuestas a fungicidas y otros parámetros epidemiológicos, es necesario la detección temprana para plantear las mejores estrategias de control” agregó.

Fuente
INTA
Etiquetas

Notas Relacionadas

Botón volver arriba