NoticiasOpiniónRío Negro

UNRN: Comunicado luego de la brutal represión y desalojo

La Asociación de Trabajadores No docentes de la UNRN, emitió un comunicado luego de la brutal represión en el desalojo de la Universidad de Río Negro en General Roca.

La Asociación de Trabajadores Nodocentes de la UNRN, luego de la finalización de la toma de la sede del Vicerrectorado en General Roca, llama a la reflexión a toda la comunidad universitaria y convoca a trabajar para fortalecer las instancias de diálogo, el debate de ideas y la búsqueda de la mejora constante a través de los órganos de gobierno y los espacios de discusión abierta y democrática que se generen, garantizando de esta manera que los conflictos se diriman en un clima de respeto y consenso.

Entendemos que una protesta legítima debe ser consecuente con la realidad, sus interlocutores y los objetivos perseguidos. La toma del Vicerrectorado de la Sede Alto Valle y Valle Medio durante 88 días, fue una acción desmedida, carente de consenso y legitimidad en la comunidad toda, que solo persiguió intereses personales, provocando un grave perjuicio para la UNRN y para la educación superior pública. La toma y usurpación de la Casona impidió el mínimo cumplimiento de las tareas de las compañeras y los compañeros nodocentes, comprometió el patrimonio y la vida institucional de la Sede e intentó dañar la imagen institucional que hemos logrado construir durante diez años de trabajo por la educación pública, gratuita y de calidad.

Nos manifestamos activamente en contra de la intervención militar en las Universidades Nacionales, de la represión como mecanismo de amedrentamiento popular y de más violencia como justificativo para combatir la violencia, en todos los ámbitos de la vida democrática que con tanto esfuerzo hemos logrado recuperar los argentinos y que debemos sostener, con memoria.

Lamentamos profundamente que la posición inflexible de los miembros de la toma, su nula capacidad de diálogo y la violencia con la que llevaron adelante este conflicto derivara irremediablemente en la acción de la Justicia, que había determinado la ilegalidad de la usurpación del inmueble y la consecuente intervención de la fuerza pública, como último recurso, cuando la comunidad universitaria en pleno ejercicio de la democracia había condenado la toma del edificio, había solicitado el cese de la violencia y pedido expresamente a través de los órganos de gobierno que los “tomistas” depusieran su actitud.

También queremos agradecer a la ciudadanía rionegrina que en toda la provincia se ha manifestado en apoyo y solidaridad para con la comunidad de nodocentes, docentes, estudiantes y autoridades, en una verdadera muestra de unidad en defensa de la UNRN y de la educación pública.

Fuente
Comisión Directiva ATUNRN
Etiquetas

Notas Relacionadas

Botón volver arriba