FamiliaNoticias

¿Por qué armamos el árbol de navidad?

La navidad es una fecha muy importante culturalmente en todo el mundo, llenar de colores nuestro entorno es una tradición. Asi como el armado del tradicional árbol de navidad.

Desde nuestros abuelos a la fecha, el 8 de diciembre, el país se prepara para armar el clásico árbol de navidad a modo de tradición. De esta manera, a nivel general se da como iniciada la temporada de celebraciones de fin de año, que termina el 8 de enero del año siguiente. Ahora bien de donde viene esa tradición de armar un árbol.

Según cuenta la historia del cristianismo en el siglo VIII en Alemania, San Bonifacio cortó el árbol del Universo para dar por terminada la adoración a los dioses paganos.

La fecha es un motivo de unión familiar, y uno de los acontecimientos que cada año se da en todos los hogares, es el de armar el árbol de navidad en un espacio especial, dándole ese toque particular de decoración de cada uno de los integrantes de la familia. Es un evento mas que especial sobre todo para los mas pequeños que están deseosos de participar en la decoración. El árbol simboliza la vida y el amor de Dios.

Ahora bien, ¿desde cuando y por que esta tradición?

Se trata de un árbol artificial que según cada familia se decora con esferas brillantes, luces, guirnaldas, y figuras como ángeles, papá Noel, y elementos relacionados a la fecha. Tradicionalmente es en la base del árbol donde se colocan los regalos de navidad.

En la cima del árbol también se encuentra una estrella, que simboliza la estrella de Belén y, de acuerdo con la tradición Católica, la estrella simboliza la fe, la cual debe guiar la vida de todo seguidor de Cristo.

Según algunos historiadores los primeros cristianos llegaron al norte europeo, donde se celebraba el nacimiento de Frey, dios del Sol y la fertilidad, y la tradición era adornar un árbol perenne en los días previos a la celebración actual de Navidad. De allí se adopta esa tradición.

Por otra parte el 8 de diciembre fue impuesto por el papá Pío IX en el año 1954, ya que es un día donde los cristianos conmemoran el nacimiento de la Virgen María, quien fue madre de Jesús. Por eso, el catolicismo considera esta fecha como el comienzo de la celebración del periodo de Navidad y el 25 de diciembre el día de la llegada de Jesús.

Posteriormente en el siglo VIII en Alemania, y durante el proceso de «evangelización» San Bonifacio cortó el árbol del Universo para dar por culminada la adoración a dioses paganos. Lo reemplazo por un pino con hojas perennes, las cuales simbolizan el amor de Dios. Además, agregó manzanas para representar el pecado original, y velas para representar la luz de Cristo, que luego se convertirían en luces artificiales y adornos parecidos a la manzana.

Claro que mas allá de las versiones oficiales y tradicionales, es un hecho que estas fechas son un episodio especial para reunirnos en familia, donde llega el final del año y comienza uno nuevo, en el que los deseos de prosperidad y una mejor vida para todos inunda cada sentimiento.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba