Mundo

Descubren una variante más contagiosa y agresiva del HIV

Científicos de la Universidad de Oxford han descubierto en Países Bajos una nueva variante del virus de la inmunodeficiencia humana (HIV) que es mucho más agresiva y contagiosa que otras variantes conocidas.

Afirman también que los tratamientos con antirretrovirales usuales son efectivos también contra esta denominada ‘variante VB’.

Los resultados de esta investigación –que se publica hoy en la revista ‘Science’ y que han sido divulgados por la Universidad de Oxford en una nota de prensa– muestran que las personas infectadas con la nueva ‘variante VB’ (por ‘subtipo virulento B’) mostraron diferencias significativas antes del tratamiento antirretroviral en comparación con los individuos infectados con otras variantes del VIH.

Entre esas diferencias cabe destacar que tenían una carga viral (el nivel del virus en la sangre) entre 3,5 y 5,5 veces mayor y la tasa de disminución de las células CD4 (el indicador de los daños del sistema inmunitario) se produjo dos veces más rápido, lo que los puso en riesgo de desarrollar mucho más rápidamente el sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida). Los individuos con la variante VB también mostraron un mayor riesgo de transmitir el virus a otras personas.

Tratamiento efectivo

Resulta «tranquilizador» –subraya la nota de prensa– que, tras iniciar el tratamiento, los individuos con la variante VB tuvieran una recuperación del sistema inmunitario y una supervivencia similares a las de las personas con otras variantes del VIH.

Sin embargo, los investigadores hacen hincapié en que, dado que la variante VB provoca un declive más rápido del sistema inmunitario, es fundamental que los individuos sean diagnosticados de forma temprana y comiencen el tratamiento lo antes posible.

La variante VB se caracteriza por tener muchas mutaciones repartidas por todo el genoma, lo que significa que por el momento no se puede identificar una única causa genética.

Dado que la variante VB provoca un declive más rápido del sistema inmunitario, es fundamental que los individuos sean diagnosticados de forma temprana y comiencen el tratamiento lo antes posible

El autor principal, el doctor Chris Wymant, del Instituto de Big Data de la Universidad de Oxford, señala que «antes de este estudio, se sabía que la genética del virus del VIH era relevante para la virulencia, lo que implicaba que la evolución de una nueva variante podría cambiar su impacto en la salud. El descubrimiento de la variante VB lo ha demostrado y además ha proporcionado un ejemplo poco frecuente del riesgo que supone la evolución de la virulencia viral».

El autor principal, el profesor Christophe Fraser, también del Instituto de Big Data de la Universidad de Oxford, subraya la importancia de seguir las orientaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para que las personas con riesgo de contraer el VIH tengan acceso a pruebas periódicas que permitan un diagnóstico temprano, seguido de un tratamiento inmediato: «Esto limita el tiempo en que el VIH puede dañar el sistema inmunitario de una persona y poner en peligro su salud. También garantiza que el VIH se suprima lo antes posible, lo que evita la transmisión a otras personas».

Localizada en 17 personas

La variante VB se identificó por primera vez en 17 personas seropositivas del proyecto BEEHIVE, un estudio en marcha que recoge muestras de toda Europa y Uganda. Dado que 15 de estas personas procedían de los Países Bajos, los investigadores analizaron los datos de una cohorte de más de 6.700 seropositivos en ese país. De esta forma se detectó a otros 92 individuos con la variante, procedentes de todas las regiones de los Países Bajos, lo que elevó el total a 109.

Al analizar los patrones de variación genética entre las muestras, los investigadores estiman que la variante VB surgió por primera vez a finales de la década de 1980 y en la de 1990 en los Países Bajos. Se propagó más rápidamente que otras variantes del VIH durante la década de 2000, pero su propagación ha disminuido desde aproximadamente 2010.

El equipo de investigación cree que la variante VB surgió ‘a pesar’ del tratamiento generalizado en los Países Bajos, ya que un tratamiento eficaz puede suprimir la transmisión.

Como ha demostrado la actual pandemia de coronavirus, las nuevas mutaciones en las secuencias genéticas virales pueden tener un impacto significativo en la transmisibilidad del virus y en los daños que causa. Durante muchos años se ha temido que esto pudiera ocurrir en el virus VIH-1, que ya afecta a 38 millones de personas en todo el mundo y ha causado 33 millones de muertes hasta la fecha, según datos de Unaids, el programa de Naciones Unidas contra el sida.

Fuente
Science
Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar