ArgentinaEconomíaNoticiasPolítica

Anticipan un repunte de la inflación y más aumentos

El presidente del Banco Central de la República Argentina, Federico Sturzenegger, aseguró que los próximos tres meses serán «más delicados en materia de inflación» y anticipó «un repunte en la evolución de los precios» por el aumento de tarifas en luz y gas anunciadas por el Gobierno nacional, mientras está en danza otro aumento en el servicio de agua, además de las subas en prepegas y peajes. Sturzenegger también reconoció que el incremento de los precios en los productos de consumo «es demasiado alto» para la expectativa del 17 por ciento anual y aseguró que «no hay margen» para revertir la política de ajuste monetario.

«No vemos margen alguno por el momento para el relajamiento de la política monetaria», sentenció el titular del BCRA con el objetivo puesto en la meta de una inflación anual del 17 por ciento, que implica mantener las tasas de referencia de los créditos y restringir la emisión para gasto público.

Durante un almuerzo organizado este mediodía por el Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas (IAEF), Sturzenegger les anticipó «un repunte en la evolución de los precios» para febrero impulsado por «la corrección de precios regulados», palabras técnicas para referirse a los tarifazos anunciados por el Gobierno nacional.

En tanto, aunque buscó destacar  «la notoria desaceleración verificada en la inflación» en el segundo semestre del año pasado, el titular del BCRA reconoció que «el ritmo de 1,2 por ciento a 1,3 por ciento mensual que llevan los precios no regulados desde noviembre es demasiado alto para lo que pretendemos para este año».

Tras ratificar que «el Banco Central está tomando sus decisiones de política monetaria en pos de alcanzar un nivel de inflación núcleo que permita lograr el cumplimiento de las metas» y ratificar que mantendrá la tasa de referencia en 24,75 por ciento, Sturzenegger trató de minimizar el impacto que tendrán las negociaciones paritarias sobre la expectativa inflacionaria.

«Por ahora el proceso de negociación viene en gran medida alineado con las metas de inflación de la institución» y subrayó que «un aumento salarial levemente por encima de la banda inflacionaria no compromete su cumplimiento». Sin embargo, el primer acuerdo paritario cerrado por la Asociación Bancaria rompió el techo pretendido por el gobierno nacional, con un 23,5 por ciento, al sumar un 19,5 por ciento anual al 4 por ciento acordado para enero en el acuerdo de 2016, que el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, intentó invalidar ante la justicia para luego solicitar juicio a político para los jueces que fallaron en su contra.

«Vemos que las negociaciones salariales se están llevando adelante con un foco claro en el futuro. Por supuesto que con las peculiaridades de cada sector, que difieren en fecha de negociación, en situación sectorial y otros factores. Está claro que la discusión paritaria hoy gira en torno de las metas de inflación y no sobre la inflación pasada», expresó como deseo el titular de la BCRA.

En cuanto al tipo de cambio,  Sturzenegger aseguró que el tipo de cambio no será «manipulado adrede como herramienta de corrección» y pidió que los empresarios sean «responsables» en las negociaciones paritarias para no acordar montos que terminen comprometiendo sus resultados y pida un ajuste vía devaluación.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba