CienciaEcologíaTecnología

Comenzarán a vender carne hecha a partir de células en laboratorio “sin sufrimiento animal”

Un grupo de reguladores de Singapur le otorgó a una start up estadounidense los derechos para comenzar a vender nuggets de pollo a partir del cultivo en laboratorio de células.

La firma, Just, estableció lazos durante los últimos dos años con los reguladores y obtuvo su aprobación. De esta forma, por primera vez comenzarán a venderse productos cárnicos “cultivados” al público.

Para evaluar las etapas del proceso detalladamente, el organismo singapurense reunió un panel de siete expertos en toxicología alimentaria, bioinformática, nutrición, epidemiología, política de salud pública, ciencia alimentaria y tecnología alimentaria.

En este sentido, se buscó un seguimiento del proceso de fabricación de Just para asegurarse de que el pollo sea seguro para comer.

No solo miraron el producto final, sino que analizaron todos los pasos que llevaron a ese producto ”, aseguró Josh Tetrick, cofundador y director ejecutivo de Just, y agregó: “Nos impresionó lo reflexivos y rigurosos que fueron”.

Un restaurante aún sin nombre en Singapur pronto será el primero en tener el pollo cultivado de Just en el menú. Sin embargo, Tetrick manifiesta que planea expandirse después de eso. “Pasaremos de un solo restaurante a cinco a diez y luego, finalmente, al comercio minorista y luego, fuera de Singapur”, enfatizó.

La mayor parte de la carne cultivada se elabora de forma similar.

En primer lugar, se extraen de un animal mediante una biopsia o una línea celular animal establecida y se alimentan con un caldo de nutrientes. Posteriormente, se colocan en un biorreactor donde se multiplican hasta que hay suficientes para cosechar y usar en albóndigas o pepitas.

A pesar de querer producir carne con emisiones de gases de efecto invernadero mucho más bajas y cero sufrimiento animal, el costo constituye un obstáculo: el alto precio de los factores de crecimiento necesarios para desarrollar las células significa que los precios de los productos cárnicos cultivados puros serían demasiado caros para competir con la carne normal.

Es por eso que los primeros productos de pollo de Just serán las “mordeduras” de pollo que utilizan células de pollo cultivadas mezcladas con proteína vegetal, aunque no se reveló en qué proporción. “Los nuggets de pollo ya están mezclados, este no será diferente”, afirma Tetrick. Los bocados se etiquetarán como “pollo cultivado” en el menú del restaurante.

“Tanto Singapur como Israel se han dado la bienvenida activamente a las nuevas empresas de carne vegetal y cultivada”, explicó Freidrich, y concluyó: “Los gobiernos deberían seguir su ejemplo y comenzar a tratar esto como iniciativas en energía renovable y salud global”.

Etiquetas

Notas Relacionadas

Botón volver arriba