La Pampa

Hallaron un hombre calcinado en General Acha

Cerca del mediodía ayer, personal del municipio que le acercaba la vianda de comida, encontró sin vida a un hombre de 70 años de edad que vivía en una precaria casilla ubicada en el predio de la huerta municipal en el noroeste de General Acha.

De acuerdo a fuentes policiales consultadas por el diario La Arena, el hombre se encontraba en situación de calle y habría fallecido calcinado, presuntamente al armar una especie de cocina al lado de la casilla para aprovisionarse de calor tras las bajas temperaturas que se registraron en la madrugada de ayer en la localidad.

La víctima fatal fue identificada como Nelson Olivares, de 70 años de edad, de nacionalidad chilena. Olivares fue encontrado por personal del municipio que, diariamente le alcanza la vianda de comida suministrada por el municipio.
Rápidamente se dio aviso de lo ocurrido a la Policía que concurrió al lugar y lo cercó para el resguardo de los vecinos que se acercaban para conocer lo sucedido. Unos minutos después llegaron al sitio funcionarios de la municipalidad y personal de la Agencia de Investigación Científica (AIC) para realizar las diligencias correspondientes.

También estuvo presente el fiscal de turno de esta ciudad para comenzar con los trabajos de investigación y determinar las causas de la muerte.

Nelson Olivares nunca tuvo intenciones de abandonar su casilla a pesar de contar con el apoyo municipal en distintas gestiones. En el año 2007 durante una inundación que se produjo en la localidad, el hombre vivía bajo un par de chapas en el mismo terreno que, producto del barro y el agua, quedó todo mojado. En ese momento se lo llevó a la residencia del municipio donde se escapó en dos oportunidades para volver a su casa.

Durante otro gobierno comunal se lo llevó a una casa con habitación y cocina propiedad del municipio, pero, al igual que la vez anterior, un par de meses después, no aguantó y se volvió a su terreno.

Hace alrededor de un año, la directora de Acción Social comunal, Mirta Schefer, se acercó hacia su casilla para intentar ayudarlo pero el hombre desistió y continuó viviendo en «su hogar».

Este proyecto, es posibles gracias a la contribución de nuestros lectores. Puede realizar su donación voluntaria presionando el siguiente botón.
Etiquetas

Notas Relacionadas

Botón volver arriba