Dieron de alta al nene accidentado en un tobogán inflable

Lautaro, de cinco años, sufrió una fractura de cráneo severa el 14 de enero en un juego de Mina Clavero. Ya está de regreso a Chaco, su provincia natal. “Agradecemos al hospital”, dijo la madre.

Lautaro, el niño de cinco años que sufrió un fuerte golpe en la cabeza tras caerse de un tobogán inflable en Mina Clavero, recibió el alta este viernes por la mañana.

El nene estuvo internado 10 días en el Hospital de Niños: primero en terapia intensiva por una fractura extensa en el cráneo y por un sangrado intercraneano, y desde el pasado martes en sala común ya que presentó una evolución favorable.

Gladys, la madre del pequeño, expresó su felicidad por el alta y contó a Cadena 3 que la familia se encuentra de regreso a Chaco, su provincia natal.

“Lautaro no veía las horas de volver a casa. Los médicos nos recomendaron que haga vida normal y que cuidara no golpearse la cabeza, porque aún se está cicatrizando la herida interior. No puede jugar a la pelota ni andar en bicicleta”, informó.

Lautaro regresa a Chaco junto con su familia (Foto: @Andyferreryra).

La madre agradeció la atención del Hospital de Niños de la capital cordobesa y aseguró que viajarán para realizar los controles.

“Estamos muy agradecidos a los médicos y a la casa de Ronald McDonald”, dijo en referencia al espacio que brinda alojamiento a los padres de niños internados en el nosocomio provincial.

Lautaro había sufrido un fuerte golpe en la cabeza tras caer de un tobogán inflable en una pizzería de Mina Clavero, mientras vacacionaba con su familia en las sierras cordobesas.

Actualización diaria de los casos activos en la comarca del río Colorado
Botón volver arriba
Cerrar