Policiales

Atacan a machetazos a un Joven de Bahía Blanca. Hay un detenido de Río Colorado

Claudio Santos admitió una relación en Río Colorado, donde hay un detenido por el sangriento hecho. “Vinieron a matarme, cargarme en la camioneta y tirarme por ahí como si fuera un animal”, dijo quien casi pierde la mano.

Claudio Santos, el joven que fue brutalmente atacado con un machete por dos sujetos en Cramer al 400, hecho por el cual hay un detenido en Río Colorado, habló esta mañana con el medio colega LA BRÚJULA 24 a raíz de las graves lesiones sufridas en una de sus manos y explicó cuál considera que sería el motivo del sangriento episodio.

“La mano derecha está muy mal, estoy yendo al hospital a hacerme curaciones. Soy cocinero y trabajaba en el shopping, quedé discapacitado de por vida. Trabajé en distintos locales gastronómicos”, resaltó Santos, en su charla con el periodista Germán Sasso.

Y refirió: “Estoy vivo de milagro, el machetazo iba a la cabeza y me cubrí justo, pero no lo hice del lado de las venas, sino me moría. No entiendo la forma en la que se manejan estas personas, vinieron a acusarme de una moto, los hice entrar al patio pero me agredieron. No solo en la mano, sino también en la espalda y rodilla”.

“Jamás había visto en mi vida a estas personas. Se mandaron de prepo a matarme y me querían cargar arriba de una camioneta como si fuera un animal para tirarme por ahí. No sé de qué me hablaban, ni siquiera tengo moto. Se habrán confundido de persona”, consideró en otro segmento de la entrevista radial.

Sobre la razón por la que cree que lo abordaron violentamente, reconoció: “Sé que hay un detenido en Río Colorado, ciudad en la que estuve trabajando una semana, en la casa del hermano de una amiga como albañil. Me volví a Bahía porque quería buscar otro empleo, además extrañaba a mi hijo. Puede que la agresión venga por el tema de una situación sentimental que tuve allá, pero no para que se llegue a ese grado de violencia”.

“A ninguno de los dos agresores los había visto en mi vida. Si hubiese hecho alguna macana no habría abierto la puerta de mi casa como lo hice. Apenas salí, me atacaron, pero como eran dos me pegaron con el caño con el que quise defenderme. Estoy con tratamiento psicológico porque tengo miedo de salir de casa”, concluyó Santos.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar