Policiales

Detienen a otra mujer por el intento de magnicidio contra la Vicepresidenta

Una mujer fue detenida en las últimas horas en el partido bonaerense de San Miguel acusada de haber participado del intento de asesinato de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner cometido el 1 de septiembre último en el barrio porteño de Recoleta, informaron hoy fuentes de la investigación.

La jueza federal María Eugenia Capuchetti concretó esta madrugada la detención de una tercera investigada por el intento de homicidio de Cristina Kirchner.

Se trata de una amiga de Brenda Uliarte, con quien se comunicó después de producido el intento de atentado que se frustró pese a que Fernando Sabag Montiel accionó el arma con la que llegó hasta centímetros de la vicepresidenta.

La detención de la mujer, identificada como Agustina Díaz., se produjo en el contexto de tres allanamientos que se registraron esta madrugada, dos en la provincia de Buenos Aires y uno en la Capital Federal, llevados a cabo por efectivos de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA).

La detenida es una amiga muy cercana de Brenda Uliarte pero según fuentes con acceso al expediente no tiene vinculación con el grupo conocido como “Los Copitos”.

Durante los allanamientos fueron secuestrados “celulares, dispositivos electrónicos, y elementos de interés para la causa”.

“A partir de la información aportada por los equipos celulares secuestrados –dijeron las fuentes-, surgieron elementos donde se pudo establecer de que hubo otro intento de atentado contra la Vicepresidenta que fue abortado”.

La hipótesis de ese intento está justificado en el intercambio de conversaciones de Whatsapp entre Brenda Uriel y Fernando Sabag Montiel el 27 de agosto, el día en que se produjeron escenas de tensión por la colocación de vallas por orden del Ministerio de Seguridad porteño en torno al departamento del barrio de La Recoleta.

“Se profundiza el análisis de todo el material para determinar participaciones y distintos roles en la planificación del atentado. Los investigadores se concentran (por pedido de la Jueza y el Fiscal) en la reconstrucción de los días previos al atentado, con observación pormenorizada de imágenes, comunicaciones y georeferenciación, para intentar establecer circuitos y recorridos, y posibles presencias reiteradas de terceros entorno al domicilio de Juncal y Uruguay”, añadieron.

Por el momento, la acusación es por tentativa de homicidio y hasta en las próximas horas puede que vuelvan a indagar a Sabag Montiel y Uliarte en los tribunales de Comodoro Py.

Sabag Montiel y Brenda Uliarte querían alquilar un departamento frente al de Cristina

El hombre que intentó asesinar a Cristina Fernández de Kirchner, Fernando André Sabag Montiel, y su novia Brenda Uliarte planeaban alquilar un departamento en el barrio porteño de Recoleta que les permitiera una vista limpia hacia la propiedad de la dos veces primera mandataria de la Nación, confirmaron este martes a Télam fuentes judiciales.

La información fue detectada en el teléfono celular de la detenida Uliarte y surge de mensajes de audio que se envió con el agresor, al que además acompañó hasta la zona de Juncal y Uruguay el 1° de septiembre último cuando intentaron dispararle en la cabeza a Fernández de Kirchner.

En la causa hay una tercera detenida -Agustina Díaz- que, según surge de la investigación judicial, le reprochó a Uliarte a través de mensajes de texto que el atentado hubiera salido mal y le recomendó que se deshiciera de su teléfono celular para ocultar cualquier prueba incriminatoria.

Las mismas fuentes señalaron que Díaz habló con Uliarte los días previos al intento de atentado sobre las mecánicas posibles para ejecutar el magnicidio de la vicepresidenta Fernández de Kirchner.

La tercera imputada en el caso, además, le reprochó a Uliarte, con insultos, que hubiera enviado a Sabag Montiel a ejecutar el asesinato y se preguntó si fue porque se puso nervioso que no logró su cometido.

De los intercambios extraídos del teléfono celular de Uliarte surge que Díaz, según pudo reconstruir Télam, le espetó: «¿Por qué falló el tiro? ¿Cómo mandaste a este tarado? ¿Se puso nervioso?».

La información que comprometió a Díaz hasta el punto de que fuera ordenada su detención surgió del celular de Uliarte, quien la tenía agendada como «Amor de mi vida».

La detención de Díaz se produjo en el partido bonaerense de San Miguel, en el marco de una serie de operativos ordenados por la jueza federal María Eugenia Capuchetti y llevados a cabo por la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA).

En el allanamiento en el que se produjo la detención se secuestraron tres teléfonos celulares, de los cuales solo uno estaba activo. Además, se secuestró un chip que habría intentado ocultar pero no llegó a destruir.

Por otra parte, el avance de la investigación aleja las sospechas que se habían posado sobre el grupo de vendedores de copos de nieve que al día siguiente del ataque a Fernández de Kirchner se presentaron en Telefe Noticias a dar una entrevista con Uliarte.

Los «copitos», como fueron bautizados en esta investigación, son Gabriel Nicolás Carrizo, Miguel Ángel Castro Riglos, Sergio Orozco, Leonardo Volpintesta, Lucas Acevedo y siguen siendo considerados testigos del caso.

Fuente
NA

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar